TALLERES VIRTUALES EN FUNDACIÓN FOMENTA

La Fundación FOMENTA desde el 2019  inició el proceso de la creación y actualización de sus cursos virtuales, pero la emergencia sanitaria debido al Covid – 19, hizo que fuera necesario acelerar este proceso y además de buscar nuevas formas de desarrollar sus eventos de capacitación. Uno de los retos más grandes fue la transformación de los talleres ECAS de la preespecialidad a la virtualidad, ya que se tenía que conservar el intercambio de conocimiento entre los participantes y el facilitador, la camaradería, la exposición de los equipos de una forma detallada y la calidad de los temas tratados.

A partir de este reto, se inició con reuniones entre FOMENTA y algunos capacitadores para encontrar la metodología de trabajo y virtualizar los talleres ECAS. Lo primero que se concluyó es que era necesario hacer las clases o sesiones de manera sincrónica, es decir que el facilitador y los participantes se encuentran en el mismo momento y escenario, por esto se determinó hacer dos sesiones de cuatro horas los sábado y dos sesiones de dos horas entre semana, por medio de la plataforma Zoom.

La transmisión de cada taller se realizaba con equipos muy sencillos como celulares y computadores portátiles y un grupo del personal de FOMENTA detrás de cámaras que se encargaban del manejo de estos y de brindar apoyo logístico a los capacitadores y estudiantes. 

Te puede interesar: Promover el consumo de productos locales para dinamizar la economía.

En las sesiones de los sábados se llevaban a cabo cuatro grupos de formación; dos en la mañana y dos en la tarde, con dos grupos de capacitadores. El primero desde las instalaciones de maquinaria agrícola en Yerbabuena (Carlos Mendoza y Cristian Villamor) y el segundo desde la regional de Villavicencio (David Angel y John Breiner), y se transmitían por medio de dos cámaras, una de ellas mostraba un plano general del equipo y los capacitadores, la otra se utilizaba enfocar los detalles de cada equipo, así cada participante podía observar con claridad estos componentes.

Las sesiones entre semana se llevaron a cabo en el horario de 7 pm a 9 pm o de 8 pm a 10 pm, y cada capacitador se encargaba de dictar la clase a un grupo de personas. En cada sesión se mantuvo el número de personas inscritas y  con una interacción permanente entre los participantes y el docente.  Durante estas clases el equipo de FOMENTA estuvo encargado de enviar los correos electrónicos con las indicaciones de cada sesión, brindar apoyo técnico al capacitador, diligenciar los formatos de asistencia y pruebas de conocimiento.

Reunión con los capacitadores.

Luego de llevar a cabo los talleres virtuales se realizaban sesiones de retroalimentación y comentarios con los capacitadores y el equipo de FOMENTA, con el objetivo de hacer un intercambio de experiencias y mejorar aspectos para los demás talleres, algunos comentarios a resaltar fueron:

David Angel:

  •   La gente muy agradecida, comentarios positivos al final del curso.
  •   A partir del taller se programó un curso presencial en Puerto López.
  •   La lluvia generó problemas de conexión.
  •   Se mantuvieron las personas con expectativa, no abandonaron el curso.
  •   Personas sugirieron curso de manejo de equipos de AP, ya que es un tema fundamental en la actividad laboral relacionada con la maquinaria agrícola en la actualidad.
  •   La virtualidad permite llegar a cualquier parte del país y hasta del mundo, ya se han instruido personas de Perú, México, Bolivia y Venezuela, que han aportado sus experiencias durante las clases.
  •   Una de las cosas que más atrae a los estudiantes es la manera en que los capacitadores digieren los conocimientos técnicos para que sean fáciles de adquirir.
  • El apoyo de al menos dos personas detrás de cámaras es fundamental, para movimiento de equipos, manejo del chat y plataforma.
  • En estos talleres no se enseña desde 0, se interactúa con gente que de alguna manera ya está involucrada en el sector y ha interactuado con las máquinas, y por tanto, tienen las bases para entender lo que están viendo a través de la pantalla.
  • Se aprovecha la experiencia previa en el campo de los estudiantes, ya que la mayoría eran operadores.

Cristian Villamor.

  •   Acompañar las clases de los otros capacitadores genera ideas pedagógicas.
  •   Se han tratado de desarrollar los talleres con una metodología lo más cercana posible a las ECAS (gran interacción entre los capacitadores y el público)
  •   La gente se motiva por la certificación para potenciar su curriculum laboral.
  •   Este tipo de capacitaciones le abre la puerta también a la gente joven que aún no está totalmente involucrada en el sector agropecuario.

John Breiner Aguilera

  • Una de las grandes ventajas que tiene la capacitación virtual, es que evita las aglomeraciones que a veces pueden entorpecer la visualización de componentes de las máquinas, situación que se soluciona con una cámara de detalle a la que todos tienen acceso en primera plana en su pantalla.
Te puede interesar: Cuando acabe la pandemia ¿cómo será el trabajo en el campo?

Carlos Mendoza

  • Fundamental el trabajo detrás de cámaras de Andrés y Ricardo.
  • Las ECAS virtuales es un proyecto que tiene una proyección muy grande.
  • Muy gratificante la reacción de la gente.
  • En las tutorías no habló Carlos Mendoza sino los estudiantes.

Equipo FOMENTA.

  • Sí hay una gran proyección para cobrarlos, la gente ha recibido muy bien la modalidad de capacitación y se ha podido llegar a muchos lugares de difícil acceso.
  • Hay una gran posibilidad para que los talleres sean pagos y vendidos a empresas del sector y a fábricas y dealers, aunque habría que reestructurar algunas cosas como:
  • La evaluación.
  • Habría que especializar un poco más los cursos.
  • Hay un gran potencial para vender los cursos a las fábricas, el presidente de la división de construcción de la fábrica John Deere valoró positivamente los talleres.
  • Los cursos virtuales y los talleres con ayudas tecnológicas no compiten, son metodologías y enfoques diferentes. En el primer caso el enfoque es más académico, técnico y teórico, en el segundo caso, la cuestión es más práctica y de interacción con el docente y compañeros.

ECAS Vs Presenciales asistidos por tecnología

  • En las dos modalidades hay un intercambio constante de conocimiento entre capacitador y estudiantes.
  • En las dos modalidades hay una interacción con las máquinas, gracias a la cámara de detalle.
  • Solo hay una cosa que no ha sido posible imitar en los talleres virtuales y es la práctica de calibración y ajuste de equipos en campo. ¿Esto se podría suplir con videos? Hay que evaluarlo.
  • Han servido de vitrina para generar talleres presenciales y para promocionar la marca.
15 Octubre, 2020

0 Comentarios para "TALLERES VIRTUALES EN FUNDACIÓN FOMENTA"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestro
boletín informativo

Fomenta | 2019
X
Abrir la barra de herramientas